Recuperar archivos borrados en Android sin root: guía completa

recuperar archivos borrados android

¿Cuándo fue la última vez que imprimiste fotografías y las organizaste en un álbum? Es probable que haya pasado mucho tiempo. Además, es muy posible que tengas una gran cantidad de recuerdos invaluables almacenados en la galería de tu teléfono móvil. ¿Qué pasaría si un día pierdes todas tus fotos?

Esta situación nos ha ocurrido a todos: ya sea por descuido o por un error de software, algunas o todas nuestras fotos y videos han desaparecido sin dejar rastro. No te desesperes, existen varias técnicas y aplicaciones que puedes utilizar para recuperar esas valiosas fotos y videos eliminados.

¿Tienes una copia de seguridad?

Antes de comenzar a utilizar programas de recuperación de datos, es importante asegurarse de que las fotos que estamos buscando realmente se han perdido. Cada vez es más común que servicios como Google Fotos, Dropbox y otros realicen copias de seguridad en la nube de todas nuestras fotos. Es posible que tengas una copia de seguridad de la foto que crees haber perdido y ni siquiera lo sepas.

Vale la pena comprobar si Google Fotos u otros servicios han realizado una copia de seguridad de tus fotos.

La forma más sencilla de hacerlo es buscar manualmente tus queridas fotos perdidas en alguno de estos servicios. Para ello, puedes utilizar el servicio de búsqueda (el de Google Fotos es excelente) en la versión web, que no solo es más rápido, sino que también te ayudará con el siguiente punto.

¿No has tenido suerte? No te preocupes, todavía hay una amplia gama de recursos disponibles para recuperar fotos eliminadas. Sin embargo, deberías considerar tener algún tipo de copia de seguridad de tus fotos para el futuro. Que esta situación te sirva como lección para el futuro.

Toca lo mínimo posible

Para aumentar las posibilidades de recuperar tus archivos, es mejor evitar escribir en la memoria lo más que puedas.

Una vez confirmada la pérdida, es momento de detenerse a pensar. Tus fotos podrían seguir estando en algún lugar de la memoria de tu teléfono móvil, intactas, pero un uso indebido podría dañarlas y hacer que sean imposibles de recuperar.

El resultado puede variar dependiendo de las características de tu teléfono móvil, como si tiene una tarjeta de memoria SD y qué versión del controlador eMMC utiliza. Paradójicamente, en este caso, una versión antigua es mejor, ya que el controlador incluye el comando TRIM a partir de la versión 4.4. Seguramente te estás preguntando: «¿Qué es esto?» y con razón.

El TRIM es un método que elimina completamente las celdas que contienen un archivo al borrarlo, lo que optimiza el almacenamiento para una grabación de datos más eficiente. Esto proporciona un mejor rendimiento, pero también dificulta la recuperación de archivos borrados por error.

Ironicamente, si tu teléfono móvil tiene una versión antigua del controlador eMMC, tienes más posibilidades de recuperar fotos borradas intactas.

En ausencia de TRIM, Android retrasa el borrado de un archivo. Aunque no es exactamente igual que en un disco duro físico, donde simplemente se marca el archivo como «borrado» y se sobrescribirá en un futuro, es similar. El resultado es que la próxima vez que Android necesite grabar encima, el rendimiento se verá afectado, y es en parte por esto que el teléfono se vuelve más lento con el tiempo.

Sea cual sea tu caso, ya sea que tu móvil tenga eMMC o UFS en cualquier versión, una regla estándar en la recuperación de archivos borrados es evitar tocar el almacenamiento lo menos posible, para reducir la posibilidad de sobrescribir los datos.

Si las fotos estaban en la tarjeta MicroSD

Lo mejor que te puede suceder es que tus fotos borradas estuvieran en la tarjeta de memoria. De esta manera, puedes extraer la tarjeta del teléfono y utilizar programas especializados de recuperación de datos para Windows, Mac o Linux.

Si las fotos estaban en la tarjeta de memoria, es mejor que si estaban en la memoria interna del teléfono.

La razón de esta ventaja es simple: puedes usar aplicaciones de recuperación de archivos y fotos más potentes y rápidas para Windows, además de no necesitar acceso root para realizar una recuperación profunda de fotos.

Existen numerosos programas para recuperar archivos desde tarjetas de memoria, aunque te recomendaré el uso de Recuva, que es efectivo, fácil de usar y gratuito. Puedes descargar Recuva desde aquí. Para Linux, puedes usar DiskDigger, y para Mac, Diskdrill.

Al iniciar Recuva, se te presentará un asistente de inicio en el que podrás seleccionar el tipo de archivos que estás buscando, en este caso, fotos. También podrás elegir la ubicación donde deseas realizar la búsqueda. En este caso, elige «En mi tarjeta de medios o iPod». Si conoces la ruta exacta, también puedes ingresarla.

En el último paso, se te preguntará si deseas activar la búsqueda en profundidad. Esta opción lleva más tiempo, por lo que dependerá de tus preferencias. Primero puedes probar la búsqueda normal y, si no encuentras lo que buscas, luego intentar con la búsqueda en profundidad.

El tiempo de búsqueda puede variar en función del tamaño de la tarjeta de memoria y el tipo de búsqueda, pero normalmente no debería tardar más de diez minutos. Al finalizar, recibirás un resumen de todos los archivos borrados que se han encontrado. Si seleccionaste «imágenes», los resultados se filtrarán para mostrarte solo las fotos encontradas.

El modo sencillo de Recuva no ofrece mucha información sobre cada archivo ni su estado de «conservación». Si cambias al modo avanzado, un icono de color te permitirá identificar más fácilmente qué archivos están en buen estado y cuáles no. Sin embargo, incluso los archivos en verde pueden estar corruptos de alguna manera.

Selecciona las fotos que deseas recuperar y haz clic en «Recuperar». Siempre elige una carpeta en tu disco duro como ubicación para recuperar los archivos, y no en la tarjeta de memoria misma. De esta manera, cumplirás con el principio de «tocar lo menos posible» en el almacenamiento del cual estás intentando recuperar datos.

Recuperar fotos borradas desde un dispositivo móvil

Recuperar fotos borradas desde un dispositivo móvil es más difícil, pero no imposible.

Si tus fotos estaban en la memoria interna o no tienes acceso a una computadora, o simplemente no has obtenido los resultados que esperabas con Recuva u otras aplicaciones similares, siempre puedes utilizar una aplicación de recuperación de archivos y fotos para Android. Hay varias disponibles en Google Play, aunque algunas pueden ser engañosas o de baja calidad.

Generalmente es recomendable tener privilegios de root para recuperar datos, ya que así la aplicación de recuperación puede realizar búsquedas sin restricciones. Sin embargo, también existen opciones sin root, aunque más limitadas. Un ejemplo claro es DiskDigger: con root, puede realizar búsquedas en profundidad. Sin root, se limita a restaurar desde caché y miniaturas.

Sin privilegios de root

Sin acceso root, las aplicaciones de recuperación de datos tienen limitaciones en cuanto a la cantidad de información que pueden recuperar. En el caso de las fotos, estas aplicaciones pueden recuperar imágenes a partir de la caché y los thumbnails, pero este método tiene sus pros y contras.

Para probar este método, se realizaron pruebas borrando algunas fotos de un dispositivo móvil y luego utilizando Diskdigger. La búsqueda básica de Diskdigger, sin acceso root, lleva aproximadamente diez minutos y muestra una lista extensa de fotos. Estas fotos son principalmente miniaturas (thumbnails) de todas las fotos, lo que significa que las fotos borradas se mezclan con las que no han sido eliminadas.

En esta lista extensa de fotos (en este caso, alrededor de 25,000), puede resultar bastante difícil encontrar las fotos borradas que se están buscando. Sin embargo, si se está lo suficientemente desesperado y no se cuenta con acceso root, aún es posible encontrar y recuperar las fotos borradas. En este caso particular, no fue demasiado difícil encontrar una de las fotos borradas y se logró recuperar y enviar por correo electrónico.

Es importante destacar que la foto recuperada tiene un tamaño mucho menor en comparación con la foto original. Mientras que la foto original tenía una resolución de 4128 x 2322 píxeles, la foto recuperada a partir del thumbnail tiene una resolución de solo 640 x 360 píxeles. Aunque el tamaño es mucho más pequeño, al menos es posible ver el contenido de la foto.

Existe una comparación visual entre el tamaño de la imagen original y la imagen recuperada (esquina inferior izquierda).

Es importante tener en cuenta que si se intenta recuperar fotos y videos eliminados de WhatsApp, se disponen de métodos adicionales que se detallan en otro artículo, específicamente para esta aplicación.

Con acceso root

Si se cuenta con acceso root, la tarea de recuperar fotos borradas se vuelve mucho más fácil y efectiva. Con DiskDigger, por ejemplo, se puede realizar una búsqueda en profundidad, al igual que con Recuva. Otra alternativa viable es utilizar Undelete.

En caso de que las fotos se encuentren en la memoria interna del dispositivo, la mejor opción es utilizar una aplicación de recuperación que aproveche el acceso root.

El primer paso es otorgar los permisos de root. Por lo general, al abrir DiskDigger, se debería recibir automáticamente una solicitud para obtener estos permisos. En caso de que no aparezca la solicitud, se puede pulsar el botón de actualización. A continuación, se debe elegir la partición que se desea analizar, que probablemente ya esté preseleccionada y destacada en negrita.

Selecciona el tipo de archivo que deseas buscar (la versión gratuita te permite buscar imágenes y vídeos) y espera pacientemente hasta que se complete la búsqueda, lo cual puede llevar un tiempo considerable. La espera valdrá la pena, ya que en lugar de mostrarte todas las fotos de tu dispositivo, solo te mostrará aquellas que realmente han sido eliminadas.

El éxito de la búsqueda dependerá de varios factores. Si tienes suerte, encontrarás tus fotos borradas en los resultados y podrás recuperarlas en toda su gloria. En caso contrario, no pierdes nada al intentar con otro programa de recuperación antes de rendirte. Nuevamente, recuerda que debes recuperar las fotos en una ubicación distinta (por ejemplo, enviándolas por correo o subiéndolas a Dropbox), en lugar de hacerlo en la memoria interna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio