Test de Wartegg: cómo se implementa, utilidad en reclutamiento y evaluación de los cuadrantes del test

test de wartegg

Si estás a punto de llevar a cabo un proceso de selección de personal, el test de Wartegg es una herramienta muy útil para obtener una mejor comprensión de los rasgos de personalidad de los candidatos al puesto. Esto te permitirá identificar si se ajustan adecuadamente a las necesidades y requisitos de la empresa.

Según el sitio web Psicología y Mente, el test de Wartegg brinda «un resultado perceptual único que podría revelar sus deseos y temores, capacidades y aspiraciones». Por lo tanto, esta prueba de personalidad es crucial para los reclutadores, ya que permite a los participantes revelar, a través de trazos, rasgos de actitudes y comportamientos que es esencial conocer.

En este artículo, exploraremos qué es el test de Wartegg y qué evalúa. También veremos cómo llevar a cabo esta prueba de manera exitosa y los beneficios de implementarla en una organización.

¿Qué es el test de Wartegg?

El test de Wartegg fue desarrollado por el psicólogo alemán Erik Wartegg en 1940 y desde entonces se ha convertido en una de las pruebas más utilizadas por los departamentos de recursos humanos para evaluar y medir ciertos criterios de los candidatos a un puesto.

«El test de Wartegg es una prueba psicométrica de personalidad que se utiliza con frecuencia en la selección de personal. Esta prueba utiliza dibujos organizados en ocho cuadros. Se utiliza con frecuencia para comparar la personalidad del candidato con los requisitos del puesto al que aspira», señala Evalart.

Esta prueba psicológica proyectiva permite a los reclutadores identificar ciertos aspectos de la personalidad y el comportamiento de los candidatos, con el objetivo de determinar si tienen el perfil adecuado para desempeñar el puesto vacante que la empresa requiere.

¿Cómo se aplica el test de Wartegg?

El test consiste en proporcionar a los candidatos una hoja en blanco dividida en ocho espacios, cada uno con referencias de dibujos que deben ser interpretados y completados por cada candidato. Esto permite identificar rasgos de su carácter y emociones.

Así, en función de cómo cada uno de los candidatos completa los diferentes espacios de la hoja propuesta, los reclutadores analizarán los resultados para comprender aspectos internos específicos de las personas, como:

  • La forma en que se percibe en relación a su entorno
  • Su confianza y actitud hacia las decisiones que toma
  • Habilidad para interactuar con otras personas
  • Capacidad para resolver problemas de manera efectiva
  • Nivel de madurez

Este test de personalidad, utilizado como parte de la estrategia en los procesos de selección, se basa en la idea de que las personas construyen su propia realidad a través de experiencias, percepciones y rasgos individuales. Al proporcionarles un estímulo visual, como un dibujo en papel, son capaces de expresar estas características.

¿Por qué es beneficioso el test de Wartegg en los procesos de reclutamiento?

Una de las razones por las que el test de Wartegg es útil en los procesos de selección de personal es porque brinda una visión completa y profunda de la personalidad del candidato, más allá de lo que se puede apreciar en una entrevista o currículum. Esto permite conocer de manera más precisa sus fortalezas, debilidades, motivaciones y otros aspectos relevantes para su desempeño laboral.

Además, este test es una herramienta objetiva que evita la influencia de factores subjetivos en la evaluación del candidato, como la apariencia física o la forma de comunicarse. De esta forma, se garantiza una evaluación imparcial para todos los postulantes, lo cual es esencial en un proceso de selección de personal.

Otro aspecto importante es que el test de Wartegg es fácil de aplicar y requiere poco tiempo. Esto permite incluirlo en un proceso de contratación sin generar un impacto significativo en los recursos y el tiempo requeridos para llevarlo a cabo.

Por favor, proporcione su información de contacto y un asesor se pondrá en contacto con usted a la brevedad.

¿Qué aspectos evalúa cada uno de los cuadrantes del test de Wartegg?

El test de Wartegg se compone de 8 espacios o cuadros que evalúan diferentes aspectos de los participantes, con el objetivo de obtener más detalles sobre su personalidad y características que no son evidentes en su currículum u otra forma de presentación.

A continuación, se describen los aspectos que se evalúan en estas pruebas de selección de personal:

Primer cuadro: percepción de uno mismo

El primer aspecto que se toma en cuenta en el examen de personalidad de Wartegg es la percepción de uno mismo, es decir, cómo las personas se ven y se perciben en relación a los demás. A través del dibujo, se pueden analizar los aspectos internos de cada candidato y determinar si se sienten seguros y positivos acerca de lo que está sucediendo a su alrededor.

  • Un dibujo excesivamente grande o destacado puede indicar una necesidad de afirmación personal y puede percibirse de forma negativa.
  • La transparencia en un dibujo puede ser un indicador de una percepción de uno mismo débil y, por lo tanto, de inseguridad.

Segundo cuadro: expresión de emociones

El segundo cuadrante del examen de Wartegg evalúa la expresión de emociones de los participantes. Evalúa la capacidad de cada individuo para relacionarse con los demás e identifica si son personas empáticas, sensibles, además de otras actitudes que tienen al interactuar con otras personas. También permite descubrir si se trata de una persona que se realiza a sí misma.

  • Dibujar rostros sugiere una fuerte inclinación hacia las relaciones interpersonales.
  • Los dibujos de la naturaleza revelan la habilidad para conectarse con los demás en entornos confiables.
  • Dibujar objetos sugiere que la persona tiende a evitar las relaciones interpersonales y recurre a la intelectualización como mecanismo de defensa, lo cual es importante detectar en un examen psicológico laboral.

Tercer cuadro: metas y ambiciones

El tercer punto a evaluar durante este examen de personalidad utilizado en los procesos de contratación son las metas y ambiciones. En otras palabras, los dibujos realizados en este cuadrante permitirán detectar si las personas tienen objetivos y metas que desean alcanzar en su vida, así como si son individuos competitivos y ambiciosos.

Para analizar los resultados del examen de Wartegg, especialmente en el tercer cuadrante, es importante evaluar las líneas:

  • Si las líneas del estímulo se extienden o se elevan de manera irregular, puede ser un indicio de falta de organización.
  • Cuando las tres líneas están conectadas, puede ser un indicador de baja motivación y ambición personal.

Cuadro número cuatro: el inconsciente

En cuarto lugar, el test de Wartegg examina el inconsciente de los individuos. A través de los dibujos que realizan en la hoja en blanco, es posible identificar cómo cada participante enfrenta sus temores y cómo responde ante los posibles problemas que se les presenten.

  • Si el cuadro en este test de personalidad está sombreado, puede ser un indicio de incertidumbre o una tendencia hacia la depresión.
  • Si el cuadro está alterado, podría ser un indicador de cambios emocionales frecuentes e intensos.
  • Los dibujos de cuadros generalmente indican que la persona es muy estratégica.

Cuadro número cinco: energía vital

Otro de los aspectos que se evalúan en el test de Wartegg es la gestión de la energía vital. Es decir, se utiliza para medir y analizar cómo una persona administra y canaliza sus energías, así como cómo dirige y controla su impulsividad. También permite descubrir cómo reacciona ante adversidades o dificultades que puedan surgir.

Al aplicar un test de Wartegg en una empresa, es importante analizar la orientación de los estímulos:

  • Si los estímulos están conectados e inclinados en diagonal hacia la derecha, es un indicio de dinamismo. Si están inclinados hacia la izquierda, puede indicar tendencias hacia la pasividad.
  • Si los estímulos no están conectados pero tienen una dirección, podría ser un indicador de una gran cantidad de energía sin una buena forma de canalizarla.

Cuadro número seis: el raciocinio

El sexto cuadrante de este test de personalidad, que se utiliza como herramienta en los procesos de reclutamiento y selección de talento, evalúa el raciocinio. Se centra en analizar cómo una persona utiliza la razón para enfrentar problemas y plantear soluciones, así como en su capacidad de sintetizar al dar ideas o comentarios.

En este cuadrante de Wartegg es importante analizar lo siguiente:

  • Realizar dos imágenes distintas pero con una conexión sugiere una mejor habilidad para asociar ideas en comparación a sintetizarlas.
  • Crear dibujos que no tienen una relación entre ellos, sugiere una amplia capacidad de asociación, análisis y síntesis.

Séptimo cuadro: actitud interpersonal

Este cuadrante se centra en evaluar la actitud interpersonal de las personas en los ámbitos laborales y afectivos. El objetivo es analizar y comprender cómo ciertos candidatos se relacionan y se entregan a los demás, con el fin de determinar su capacidad de trabajo en equipo o colectivo.

Al evaluar la actitud interpersonal con el test de Wartegg, es importante prestar atención a lo siguiente:

  • Si se respeta la forma original del estímulo, esto puede indicar una actitud positiva hacia las relaciones interpersonales y una tendencia a mantener una buena calidad en ellas.
  • Si se realiza un dibujo infantil, puede ser un signo de inmadurez.

Octavo cuadro: ámbito laboral

Por último, el cuadrante final en el test de Wartegg pretende medir la autonomía de las personas para desenvolverse adecuadamente en sus funciones y en el trabajo. También evalúa su compromiso y respeto hacia las normas y valores establecidos dentro de una organización.

En la aplicación del test de Wartegg en un proceso de búsqueda laboral, este cuadrante resulta particularmente importante. ¿Qué aspectos se deben analizar?

  • Si el dibujo se realiza por debajo del estímulo, puede indicar una fuerte necesidad de pertenencia.
  • Si el dibujo está por encima del estímulo, se puede interpretar como una tendencia a ser crítico y tener dificultades para adaptarse a las normas.

¿Cómo realizar el test de Wartegg?

Si estás interesado en aplicar esta estrategia en ciertos procesos de reclutamiento pero aún no sabes cómo hacerlo, no te preocupes. Aquí te brindaremos algunos pasos que puedes seguir para implementar este test de personalidad en tu gestión de selección de personal de manera efectiva.

1. Preparación y capacitación en el tema

El primer paso, y posiblemente el más importante, es tener un conocimiento profundo sobre el test de Wartegg aplicado en empresas y sobre los exámenes de personalidad en general para procesos laborales. Es esencial estar al tanto de las últimas tendencias en reclutamiento para los líderes de recursos humanos y fomentar la capacitación en el equipo para llevar a cabo procesos complejos de gestión de talento.

Las empresas pueden utilizar herramientas como la plataforma de e-learning de Crehana, que ofrece más de 1000 cursos disponibles para capacitar a las personas en temas de interés para la empresa.

2. Entrega del test de Wartegg

El siguiente paso es proporcionar a los candidatos la plantilla del test de Wartegg, que debe incluir los 8 cuadrantes enfocados en medir aspectos específicos de la personalidad de los evaluados.

3. Dar las instrucciones correspondientes

Una vez que los candidatos tengan el test, es momento de brindarles las instrucciones adecuadas, que son las siguientes:

  1. Indicar a los participantes que completen o realicen dibujos de forma libre en cada cuadrante, siguiendo los puntos, trazos o líneas propuestas. No es necesario tener habilidades de dibujo.
  2. Establecer el tiempo que deberán dedicar a completar el dibujo de cada cuadrante del test de Wartegg, generalmente entre 20 y 30 minutos.
  3. Una vez que hayan terminado los dibujos, pedirles que los ordenen según su preferencia, ya que esto permitirá conocer la relevancia que le otorgan a cada aspecto.
  4. Solicitarles que indiquen cuál de los dibujos es su favorito.
  5. Por último, indicarles que deben asignar un título a cada una de las creaciones realizadas en los distintos cuadrantes.

4. Interpretación del test de Wartegg

Para interpretar este test de personalidad para reclutadores se deben observar las formas, los tamaños y la direccionalidad de los dibujos realizados por el postulante. A través de esto, se puede obtener información sobre su personalidad, su forma de afrontar los problemas, sus relaciones interpersonales, su capacidad para la toma de decisiones, entre otros aspectos.

La interpretación de los resultados del test de Wartegg debe ser realizada por un profesional capacitado, y no se deben realizar afirmaciones categóricas sobre la personalidad del individuo basadas en un solo dibujo.

También es importante destacar que los resultados pueden ser influenciados por factores externos como el estado de ánimo, la ansiedad o la tensión del individuo en el momento de realizar el test psicológico.

5. Complementar el proceso con otros tests

Es importante destacar que el test de Wartegg no es una técnica infalible y que los resultados obtenidos deben ser considerados como una prueba útil para complementar otras herramientas de psicología. Es decir, debe ser utilizado en conjunto con otras pruebas y evaluaciones, como entrevistas, referencias y pruebas de habilidades específicas, para obtener una visión completa y precisa del candidato.

Con esta guía de Crehana sobre reclutamiento virtual puedes conocer otras herramientas y estrategias que te serán útiles para complementar los tests de Wartegg en la búsqueda de talento.

En conclusión, el test de Wartegg para reclutadores es una herramienta que se usa con el fin de poder analizar el inconsciente y rasgos personales de las personas que postulan a un puesto vacante, a partir de un análisis psicológico que mide 8 determinados aspectos.

Es importante recordar que el test de Wartegg puede no ser 100% efectivo por si solo, por lo que sus resultados deben ser complementados con otras evaluaciones psicológicas durante el proceso de selección. Sin embargo, con una estrategia bien definida y las herramientas complementarias adecuadas, es un test sumamente útil para los reclutadores.

Ahora si, ¡analiza en detalle si la personalidad de los postulantes se alinea al puesto vacante!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio